La autoedición: de Sevilla para el mundo

daniel pinilla

Daniel Pinilla

Director de comunicación del I Congreso de Autoedición y autor-ponente

Hablando en plata, en puridad del término la autoedición no es algo novedoso. Desde que el mundo es mundo, multitud de escritores han recurrido a los recursos propios para poner en el mercado sus obras literarias. Muchos de ellos son autores consagrados, auténticos referentes en la Historia. Quizás no se conozca que Nietzsche pagó de sus bolsillo los primeros ejemplares de Así habló Zaratustra e incluso Lewis Carroll hizo lo propio con Alicia en el país de las maravillas. Plumas de referencia como Marcel Proust, Alejandro Dumas, Mark Twain, Edgar Alan Poe y Ernest Hemingway constituyen otros ejemplos. De unos pocos años a esta parte, el asunto de la autoedición se ha acelerado de la mano de las nuevas tecnologías, que literalmente han adelantado por la derecha al concepto de negocio habitual. Si hasta hace poco resultaba imposible que un autor independiente abasteciera el mercado global con sus obras de no ir de la mano con una editorial  tradicional, ahora existen recursos y estrategias suficientes para volar por libre.

“Hasta la fecha no se ha organizado un congreso que aporte una visión global y vanguardista sobre la autoedición”

En todas las ferias de edición a nivel internacional. el estudio de esta nueva pata del mercado acapara más y más atención, pero hasta la fecha no se ha organizado un congreso temático que aporte una visión global y vanguardista. Con el I Congreso de Autoedición pretendemos cubrir ese espacio. Representantes de las empresas más relevantes del sector a todos los niveles, expertos en coaching personal, en derechos de autor, escritores… Todos los perfiles relacionados están contemplado en una cita que nace para tener continuidad en el tiempo y convertirse en auténtica referencia. Hemos elegido Sevilla en primer lugar porque a todo el mundo le gusta jugar en casa (los organizadores tenemos la suerte de ser sevillanos) y porque es una ciudad con suficientes atractivos y capacidad de comunicación para servir de escenario. Los días 24 y 25 de septiembre todos nos pondremos al día y haremos puesta en común.

Valga tan sólo un dato para la reflexión: en 2013, los editores estadounidenses informaron que la autoedición había crecido un 58 por ciento y Amazon no tardó en anunciar que sus libros autoeditados suponían el 25 por ciento de sus famosos Top 100. El futuro ya está aquí y no espera a nadie. Es momento de subirse al tren.